Tema 06

Vientos de tierra de vientos – Tema 06 - Selección de huaynos

Selección de huaynos
(Selección de wayñus) - "Sucre" (trad.), "Brujushja huayta" (trad.), "Trote en lakitas" (D.R.) y "Tupac Amaru" (R. Rivera) - Arr. E. Civallero

Escuchar tema | Ver video

Una selección de cuatro wayñus -mayormente tradicionales- de Bolivia y Perú, interpretados en su forma clásica. Todos ellos han sido recolectados a través de los años, de distintas fuentes, y han sido adaptados para que pudieran conformar una unidad.

El inicio corresponde a "Sucre", un tema tradicional que incluye un trío de quena y dos zampoñas (los tamaños malta y sanka de la tropa estándar), charango lauckeado de fondo ancho, guitarra, wank'ara, percusión (vainas, maracas, palmas) y el clásico "yepeo" (gritos). El intermedio de guitarra da paso a "Brujushja huayta", en donde nuevamente un trío de vientos (en este caso dos quenas y una quena-quena) y una mandolina interpretan la línea melódica sobre guitarra y charango. El solo de mandolina se resuelve en el inicio del siguiente wayñu, "Trote en lakitas" que, como su nombre indica, se interpreta con los tres tamaños de la tropa de zampoñas lakitas. El último tema, "Tupac Amaru", se interpreta con un dúo de pinkillos estándar.

El "yepeo" es una característica infaltable en muchos ritmos andinos. En el caso de los sanjuanitos ecuatorianos adquiere el nivel de verdaderas conversaciones, declamaciones y discursos, que tienen lugar por detrás (o, a veces, por encima) de la propia melodía. Muchos de los gritos incorporados en este tema se expresan en español, pero otros lo hacen en lengua Quechua. Entre ellos se encuentran "shuq, iskay, kimsa" (uno, dos, tres), "tukuy sunquywan" (con todo el corazón), "charanguituta waqachispa" (tocando el charanguito) y "jina" (así). En el repertorio latinoamericano algunos gritos están íntimamente asociados con ciertos estilos: los términos "adentro", "primera", "segunda", "vuelta" y "bueno" de zambas, chacareras y gatos argentinos, el "tukuy sunquywan, qankunapaq" (con todo el corazón, para ustedes) y el "mana waqaspalla" (no llore) de los sanjuanitos ecuatorianos, o algunas combinaciones de voces de las sayas bolivianas, además de los gritos guturales o agudos de los wayñus y tonadas del área central andina. Una característica más que tiñe de sabor local a la música de esa región del mundo y que permite, por cierto, la expresión en lenguas indígenas (quechua y aymara, concretamente) que en los últimos años han vivido un nuevo renacimiento.


Foto de Anardil, "Aguayos".